LA AUTOESTIMA Y EL ÉXITO EN LA VIDA
La autoestima constituye la clave decisiva para el éxito o el fracaso de los niños en su evolución hacia la realización personal y la felicidad individual.
La diferencia entre un niño que triunfa en la vida, en definitiva, es feliz con una vida plena, y otro que anda dando tumbos, está en la actitud de cada uno respecto a si mismo, esto es, en su mayor o menor grado de autoestima.
La falta de autoestima es el origen de la mayoría de los conflictos emocionales y afectivos de los niños. Cuando no están a gusto consigo mismos muestran su disconformidad a través del mal comportamiento. Les cuesta identificar que les pasa y confunden nervios con dolor de tripa o malestar con necesidad de besos y caricias.
Lo mas importante que debemos saber es que, para que nuestros hijos se sientan queridos y amados incondicionalmente, necesitan de nosotros, de nuestro tiempo (sin cantidad no hay calidad, no nos engañemos), nuestros abrazos, sonrisas y palabras de afecto y comprensión. 
Ellos reconocen nuestras expectativas y forman su personalidad y autoestima a través de las relaciones que establecen principalmente con su familia, pero también con su entorno y en general con el mundo que les rodea.
Debemos escuchar a nuestros hijos, observarlos, comprenderlos, quererlos y compartir muchos y distintos momentos con ellos evitando los juicios de valor sobre su conducta.

No Comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

To Top